Noticias

Pilotando aeronaves teledirigidas para llevar productos que salvan vidas a las parturientas en la Botswana rural

24 Mayo 2021
Author: UNFPA
El personal y los funcionarios de salud se reúnen alrededor del dron en la Clínica Lecheng, una de las cuatro instalaciones de salud elegidas para el proyecto piloto. © UNFPA Botswana

PALAPYE, Botswana – Este mes, Botswana se convirtió en uno de los primeros países del sur de África en poner a prueba la tecnología de aeronaves teledirigidas para la prestación de servicios de salud. El proyecto piloto Drones for Health tiene por objeto reducir las muertes maternas prevenibles mediante la entrega de suministros y productos de salud materna (incluidos medicamentos esenciales para la atención obstétrica, sangre, hemoderivados y especímenes de laboratorio), en particular en comunidades y centros de salud de difícil acceso.

El UNFPA colabora en esta iniciativa, junto con el Ministerio de Salud y Bienestar de Botswana, el Ministerio de Educación Terciaria, Investigación, Ciencia y Tecnología y la Universidad Internacional de Ciencia y Tecnología de Botswana (BIUST).

“Las mujeres sufren pérdidas masivas de sangre debido a hemorragias durante el parto, y muchas requieren transfusiones”, advirtió Beatrice Mutali, directora del UNFPA en Botswana, al presentar la iniciativa. “Por lo tanto, la sangre y los hemoderivados son fundamentales”.

A triangular white-and-blue drone hovers in mid-air.
El dron ha completado con éxito varios vuelos de prueba. © UNFPA Botswana

Medicamentos que salvan vidas

Botswana tiene una tasa de mortalidad materna que es casi el doble del promedio de los países de ingresos medios-altos: 144 por cada 100.000 nacidos vivos según datos de 2017 de las Naciones Unidas, o 166 muertes por 100.000 nacidos vivos según datos del gobierno de 2019. Las principales causas de mortalidad materna en Botswana son la hemorragia posparto, las complicaciones posteriores al aborto y los trastornos hipertensivos durante el embarazo.

Para proporcionar atención obstétrica de emergencia que salve vidas, las instalaciones sanitarias deben estar equipadas con los suministros y contar con las capacidades necesarias para hacer frente a esas emergencias. La oxitocina, por ejemplo, puede tratar eficazmente la hemorragia posparto, en tanto que los medicamentos para la presión arterial y los anticonvulsivos se pueden usar para tratar problemas hipertensivos graves, como la eclampsia. Sin embargo, en este país grande y escasamente poblado, la entrega de esos suministros médicos constituye a menudo un desafío.

“Por lo tanto, es urgente invertir en opciones innovadoras para cubrir las largas distancias, reducir los costos actuales de transporte, superar los problemas de infraestructura vial y mejorar la disponibilidad oportuna de medicamentos, productos y suministros esenciales para la atención obstétrica de emergencia”, declaró el Dr. Edwin Gorataone Dikoloti, Ministro de Salud y Bienestar de Botswana.

“La reducción sostenible de las muertes de madres, recién nacidos, niñas y niños, así como el mejoramiento de la atención sanitaria en general, incluidas la salud sexual, reproductiva y de las y los adolescentes, sigue siendo una alta prioridad para el Gobierno de Botswana”, indicó el Dr. Dikoloti.

Reducción de los plazos de entrega

Se espera que el uso de aeronaves teledirigidas para entregar suministros médicos esenciales reduzca el tiempo de entrega de horas a minutos, lo que significa que los suministros obstétricos de emergencia podrían llegar a tiempo para salvar vidas, según el Vicerrector de la BIUST, Profesor Otlogetswe Totolo.

Cada aeronave teledirigida alimentada por batería tiene un alcance de 100 kilómetros y puede transportar carga de hasta 2 kg de peso a la vez.

Community members stand around a large square landing pad of packed dirt.
Los miembros de la comunidad observan el dron en Moremi Health Post, donde los voluntarios construyeron una pista de aterrizaje para la iniciativa. © UNFPA Botswana

Cuatro aldeas participaron en el proyecto piloto: Lecheng, a 32 kilómetros de Palapye por carretera y a 11 kilómetros en aeronave; Mokgware, con una distancia de 55 kilómetros por carretera y 32 kilómetros en aeronave; Mogapi, a 108 kilómetros por carretera y a 75 kilómetros en aeronave; y Moremi, a 75 kilómetros por carretera y a 36 kilómetros en aeronave.

Los miembros de las comunidades de las zonas del piloto han apoyado el proyecto y han construido plataformas de aterrizaje para las aeronaves teledirigidas en los puestos de salud designados. El UNFPA proporcionó fondos iniciales para el proyecto. Se han llevado a cabo con éxito pruebas en las cuatro aldeas seleccionadas, y las aeronaves teledirigidas han transportado muestras ficticias.

Transformación de la atención médica

“La tecnología y las soluciones impulsadas digitalmente tienen el potencial de transformar la atención sanitaria, en particular para las mujeres y las niñas de comunidades desatendidas, a menudo dejadas atrás debido a la geografía… ya que viven en zonas de difícil acceso”, indicó la Sra. Mutali.

La iniciativa Drones for Health fue concebida en 2018 y se está ejecutando en tres fases. Las fases I y II se dedican a pruebas de concepto y viabilidad.

Tras una exitosa puesta en marcha, la fase III implicará el desarrollo del modelo de negocio, la identificación de asociaciones sostenibles y la ampliación y transferencia de soluciones de innovación al Ministerio de Salud y Bienestar. 

We use cookies and other identifiers to help improve your online experience. By using our website you agree to this. To learn more, including how to change your settings, see our cookies policy.

X