Día Internacional de la Juventud

12 Agosto 2020

Global

Actualmente, existen en el mundo 1800 millones de jóvenes entre los 10 y 24 años de edad. Es la población juvenil más grande de la historia. Sin embargo, más de la mitad de los niños y adolescentes de entre 6 y 14 años no saben leer o no tienen conocimiento básico de matemáticas, a pesar de que la mayoría de ellos asiste a la escuela.

Esta crisis global en el aprendizaje amenaza con fuerza el progreso hacia los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

En 1999, la Asamblea General de las Naciones Unidas designó el 12 de agosto como el Día Internacional de la Juventud, una celebración anual que busca promover el papel de los jóvenes como socios esenciales en los procesos de cambio y generar un espacio para generar conciencia sobre los desafíos y problemas a los que estos se enfrentan.

Los jóvenes son agentes de cambio y progreso cuando están educados y capacitados para participar en la toma de decisiones. Sin embargo, en todo el mundo, demasiados jóvenes todavía se quedan atrás. Reciben educación de baja calidad, si es que tienen alguna, y encuentran pocas oportunidades de trabajo decente. Tienen dificultades para acceder a información y servicios básicos de salud sexual y reproductiva. Sin estas herramientas, los jóvenes, especialmente las mujeres jóvenes, se encuentran luchando contra la pobreza, el embarazo temprano, la enfermedad y otros desafíos.

Tema 2020: El compromiso de la juventud para una acción mundial 

El tema de este 2020,  bajo el lema "La compromiso de la juventud po la acción mundial", tiene por objeto destacar las maneras en las que el compromiso de los jóvenes a nivel local, nacional y mundial puede enriquecer los procesos y las instituciones nacionales y multilaterales, así como identificar cómo mejorar significativamente su representación y participación en las instituciones políticas oficiales.

En el año que celebramos el 75 aniversario de la ONU y cuando estamos a diez años para que la Agenda 2030 sea una realidad para todos; la confianza en las instituciones públicas se está perdiendo cada vez más. En el plano internacional, con el telón de fondo de un mundo cada vez más polarizado, el sistema internacional de gobernanza atraviesa actualmente una crisis de legitimidad y pertinencia. En particular, esta crisis tiene su origen en la necesidad de fortalecer la capacidad del sistema internacional para actuar de manera conjuntar y encontrar y aplicar soluciones a los problemas y amenazas del momento actual. Nos enfrentamos a algunos de los peores conflictos contemporáneos y emergencias humanitarias, como las de Siria o Myanmar, y a desafíos mundiales, como la pandemia de COVID-19 y el cambio climático.

La participación de los jóvenes en la política formal fomenta la equidad de los procesos políticos al reducir el déficit democrático y contribuye a la creación de políticas mejor formuladas y más sostenibles. Además, puede contribuir en restaurar la confianza en las instituciones políticas, especialmente entre la juventud. Por último, los problemas actuales, como el COVID-19 y el cambio climático, requieren una acción mundial conjunta y la participación y el compromiso de los jóvenes es fundamental para abordalos de manera eficaz.

Este año, el Día se centra en fomentarla el compromiso de de los jóvenes en estas tres vías interrelacionadas:
Participación a nivel local o de comunidad.
Participación a nivel nacional (formulación de leyes, políticas y de su aplicación).
Participación a nivel mundial.

En el Día Internacional de la Juventud, queremos escuchar a los jóvenes

A medida que la conversación #YouthAgainstCOVID19 (jóvenes contra el COVID-19) continúa creciendo, queremos saber cómo los jóvenes se han visto afectados por la pandemia y el papel que desempeñará esta generación en la formación de líderes del "nuevo normal" post-COVID19.

Para obtener más información sobre #YouthAgainstCOVID19 y cómo participar, haga clic aquí.

Contenido relacionado

Prensa
Los jóvenes se encuentran en la primera línea de respuesta a la pandemia de COVID-19, movilizándose en todo el mundo. Son trabajadores sanitarios, activistas, innovadores, así como trabajadores sociales y comunitarios.
reportaje fotográfico
En medio de la pandemia de COVID-19, los jóvenes han dado la cara colocándose en la primera línea de la respuesta, como activistas e innovadores. “Debemos validar el liderazgo de los jóvenes”, afirma la Dra.
Noticias
Ammar es voluntario de Y-PEER, la red de liderazgo juvenil del UNFPA, que movilizó a decenas de jóvenes para que armaran kits de higiene y de higiene femenina para distribuirlos entre los trabajadores sanitarios de primera línea que encabezan la respuesta a la COVID-19.