UNFPAEL ESTADO DE LA POBLACIÓN MUNDIAL 2004
Back to Main Menu
HOME: EL ESTADO DE LA POBLACIÓN MUNDIAL 2004: Introducción
State of World Population
Sections
Introducción
Población y pobreza
Población y medio ambiente
Migración y urbanización
Igualdad de género y habilitación de la mujer
Salud sexual y reproductiva y planificación de la familia
Salud materna
Prevención del VIH/SIDA
Adolescentes y jóvenes
Salud reproductiva para comunidades en crisis
Prioridades para la acción
Notas
Fuentes Para los Recuadros
Indicadores
Gráficos y Cuadro

Introducción

Dar prioridad a los seres humanos
De la palabra a la acción
Los países informan sobre el progreso
Apropiación nacional y cultura
Nacimiento de un nuevo consenso mundial
Efectos de amplios alcances
Es largo el camino por recorrer
El camino hacia adelante

Introducción

El 13 de septiembre de 1994, después de un intenso debate que duró nueve días, la Conferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo (CIPD) celebrada en El Cairo, aprobó un Programa de Acción a 20 años, de vastos alcances, que fue encomiado por delegados y comentaristas por iniciar “una nueva era en cuestiones de población”.

El acuerdo de El Cairo, basado en el compromiso en pro de los derechos humanos y la igualdad de género, exhortó a los países a velar por la salud reproductiva y los derechos de todos, como contribución de importancia crítica al desarrollo sostenible y la lucha contra la pobreza, cuestiones que, según lo establecido en la CIPD, son inseparables de las relativas a la población.

En la sesión de clausura de la CIPD, la Dra. Nafis Sadik, Directora Ejecutiva del UNFPA y Secretaria General de la Conferencia, dijo ante los delegados: “A partir de la realidad del mundo en que vivimos, ustedes han elaborado un Programa de Acción para los próximos 20 años que nos muestra el camino hacia una realidad mejor. El Programa de Acción presenta objetivos y recomendaciones sumamente específicos en las esferas, mutuamente reforzadas, de la mortalidad de menores de un año y madres, la educación y los servicios de salud reproductiva y planificación de la familia, pero sus efectos serán mucho más vastos. Este Programa de Acción tiene posibilidades de cambiar el mundo”.

Al cabo de diez años de la nueva era, ha llegado el momento de evaluar la situación:

  • El Programa de Acción de la CIPD proporciona un plan de campaña en cuestiones de población y salud reproductiva que, a juicio de los países, es imprescindible para alcanzar las metas de desarrollo en todo el mundo, inclusive eliminar la extrema pobreza y el hambre, ampliar los medios de acción de la mujer, reducir la mortalidad derivada de la maternidad, preservar el medio ambiente y frenar la pandemia de VIH/SIDA. En recientes reuniones a escala regional y mundial y en la práctica, los gobiernos han reafirmado decididamente su compromiso, basado en la experiencia de utilizar el Programa de Acción como indispensable estrategia para mejorar el bienestar de las personas y velar por la vigencia de los derechos humanos.


  • Muchos países en desarrollo han logrado enormes adelantos en la aplicación de las recomendaciones de la CIPD y han logrado resultados apreciables. Esos países están tratando de integrar los factores de población con los planes de desarrollo, mejorar la calidad y el alcance de los programas de salud reproductiva, promover los derechos de la mujer, satisfacer las necesidades de los jóvenes y de las personas en situaciones de emergencia y fortalecer las acciones de prevención del VIH. Sigue aumentando el acceso a los servicios de planificación de la familia; en los países en desarrollo, de las parejas casadas, un 60% utiliza actualmente métodos anticonceptivos modernos, en comparación con entre 10% y 15% en 1960.


  • No obstante, la insuficiencia de los recursos y la persistencia de los déficit en los servicios a las poblaciones más pobres están obstaculizando el adelanto para responder a los continuos retos, inclusive la propagación del VIH/SIDA, especialmente entre los jóvenes, las necesidades insatisfechas de planificación de la familia y las altas tasas de fecundidad y mortalidad materna en los países menos adelantados. Es preciso que los donantes den cumplimiento a los compromisos asumidos en El Cairo y asignen la debida prioridad a la salud reproductiva en los planes de asistencia para el desarrollo y lucha contra la pobreza; además, es menester aumentar la escala de los programas y ampliarla para alcanzar la meta de la CIPD en cuanto a ofrecer servicios integrales de salud reproductiva para todos antes de 2015.

Dar prioridad a los seres humanos

Como lo indica su título, la CIPD se basa en la premisa de que el tamaño, el crecimiento y la distribución de la población se vinculan estrechamente con las perspectivas de desarrollo económico y social y que las acciones en una esfera refuerzan las acciones en las demás.

Esta premisa fue objeto de creciente aceptación durante los dos decenios transcurridos después de la primera Conferencia Mundial de Población, que se había celebrado en 1974, dado que en las regiones en desarrollo la población creció rápidamente y también fue en aumento el número de países que acumularon experiencia en la ejecución de programas de planificación de la familia. En 1994, los países en desarrollo, en su mayoría, tenían conciencia de la necesidad de abordar las cuestiones de población a fin de promover el desarrollo económico y mejorar el bienestar de las personas.

UN AMPLIO MANDATO

La conferencia de 1994 recibió un mandato expresamente más amplio que las anteriores conferencias de población respecto de las cuestiones de desarrollo, lo que indica que cada vez se tiene mayor conciencia de que la población, la pobreza, las modalidades de producción y de consumo y el medio ambiente están tan estrechamente interrelacionados que no se puede considerar ninguno de ellos en aislamiento.

—Programa de Acción de la CIPD, párrafo 1.5

UN NUEVO ENFOQUE. Pero la Conferencia de El Cairo cambió radicalmente el enfoque de la comunidad internacional con respecto a los problemas, relacionados entre sí, de la población y el desarrollo, al poner a los seres humanos y los derechos humanos en el centro de la ecuación, en lugar de centrarse en las cantidades de población y las tasas de crecimiento.

El aspecto fundamental de este cambio de paradigma fue apartarse de la noción de que la población es esencialmente una variable macroeconómica de la planificación y las políticas y pasar a adoptar un enfoque basado en los derechos humanos, en el cual el aspecto fundamental es el bienestar de las personas. En el Programa de Acción de la CIPD se exhortó a adoptar políticas y programas encaminados a crear un enfoque integrado que vincule las acciones de población con el desarrollo humano, la ampliación de los medios de acción de la mujer, la igualdad de género y las necesidades y los derechos de las personas, incluidos los jóvenes.

El Programa de Acción de la CIPD reconoció que la clave del desarrollo económico sostenido y el desarrollo sostenible, así como del logro de cantidades de población que guarden equilibrio con el medio ambiente y los recursos disponibles, es efectuar inversiones en los seres humanos, ampliar sus oportunidades y posibilitar que plasmen su potencial como seres humanos.

Como parte de ese cambio de paradigma, la CIPD afianzó la planificación de la familia, que otrora había sido el principal centro de atención de las políticas y programas de población, dentro de un marco más amplio de salud reproductiva y derechos reproductivos, inclusive la planificación de la familia y la salud sexual. La CIPD reconoció que la salud reproductiva es un derecho humano de todos a lo largo del ciclo vital y exhortó a los países a esforzarse por lograr un acceso universal a servicios integrales de salud reproductiva antes de 2015 (véase el Capítulo 6).

LAS OPCIONES INDIVIDUALES PROMUEVEN LA PROSPERIDAD. El consenso de la CIPD reconoció que, al posibilitar que las personas y los individuos determinen libremente la cantidad y el espaciamiento de sus hijos y el momento en que estos nacen, se acelera el progreso hacia familias más pequeñas y un crecimiento más lento de la población, y se contribuye al crecimiento económico y la reducción de la pobreza, a nivel tanto del hogar como macroeconómico. Al mismo tiempo, el consenso de la CIPD entendió que al no abordar las necesidades y los principales déficit en materia de salud reproductiva se contribuiría a perpetuar las altas tasas de fecundidad, de mortalidad derivada de la maternidad y de crecimiento de la población, con lo cual se menoscabarían las perspectivas de reducción de la pobreza (véase el Capítulo 2).

DERECHOS DE LA MUJER. Se reconoció que la ampliación de los medios de acción de la mujer es un fin importante en sí mismo, así como la clave para mejorar la calidad de la vida de todos. Sin una participación plena y en un plano de igualdad de las mujeres, no puede haber un desarrollo humano sostenible. El Programa de Acción destacó la importancia de los derechos reproductivos para la autonomía de la mujer, así como en calidad de complemento de la educación, la habilitación económica y la participación política (véase el Capítulo 5).

Se lograron importantes adelantos en cuanto a enfrentar los urgentes pero delicados problemas relativos a la salud sexual de los adolescentes, el VIH/SIDA y el aborto realizado en malas condiciones. Se prestó una atención sin precedentes a los grupos que disponen de menos servicios, inclusive los campesinos pobres, las poblaciones indígenas, los habitantes de tugurios urbanos, y las personas refugiadas e internamente desplazadas.

PARTICIPACIÓN Y ALIANZAS. El acuerdo de El Cairo también previó un proceso de desarrollo con participación de los interesados y rendición de cuentas, en que se involucre activamente a los beneficiarios para velar por que los objetivos de programas y políticas estén vinculados con las realidades personales y se entablen amplias alianzas entre gobiernos, organizaciones internacionales y entidades de la sociedad civil.

 Back to top PreviousNext 
      |      Main Menu      |      Press Kit      |      Charts & Graphs      |      Indicators   |